Archive for 23 marzo 2010

Un viajante, sin camino hacia Latinoamérica

marzo 23, 2010

Robo de un cuatriciclo (periodistas poco serios) en los médanos de Villa Gesell

Recién, a horas de la partida, entendí aquello de viajante y no viajero. El viajero es aquel que planifica su destino, que celebra aquello que fue a buscar o pensó previamente. El primero en cambio, es menos exigente, pero más abierto al inesperado viaje de la vida: que lleva quién sabe a dónde, quién sabe por qué, quién sabe hasta cuando. Colgado como pocos seres vivos del planeta, el de la sonrisa irrompible, el de la doble pared en el área de Salsa Rosa (que gol le hicimos a esos pendejos) y también el de la puteada por el no pase, el de la conquista de los rulos memorables en Bolivia, el del laburo en el barrio que no es nuestro pero es nuestro, el del clásico “guachin, qué hacemos hoy?”, el de los oídos que están siempre, el de los mensajitos a las 5 de la mañana: “uy, la casada me extraña…”.

No tengo idea cómo se construye una amistad, cuánto hay de fortuito y cuánto es edificación; qué se da por acuerdo y qué de simple pedo. Tengo claro sí, cuándo es amistad de veras, y cuándo aún con diferencia o enojos, te bancan. Grandeza, que le dicen. Sé con certeza, que es muy posible que no haya regreso, y eso conmociona, pero mi alegría viaja con vos en esa mochila, como otras tantas veces: descalzo por los caminos, cabeza y corazón como esponjas, para descubrir, para aprender, para llenarse de rostros e historias.        Suerte, mucha suerte hermano.

Cómo baila, cómo canta, cómo habita en las miradas… cómo danza la esperanza”. Ey Paisano, Raly B.

Hemos guardado un silencio bastante parecido a la estupidez.. /.. La división internacional del trabajo consiste en que unos países se especializan en ganar y otros en perder. Nuestra comarca del mundo, que hoy llamamos América Latina, fue precoz: se especializó en perder desde los remotos tiempos en que los europeos del Renacimiento se abalanzaron a través del mar y le hundieron dientes en la gargantaLas venas abiertas AL, E.Galeano

Y para que ya vayas bailando con el continente…

El tridente (de 4) en el salar de Uyuni, la tierra boliviana preñada de sal

Bertol Brecht acecha

marzo 17, 2010

Ayer me dio por Silvio Rodriguez, y entre sus genialidades, otra vez ese recitado de Brech en Sueño con serpientes: “Hay hombres que luchan un día y son buenos. Hay otros que luchan un año y son mejores. Hay quienes luchan muchos años y son muy buenos. Pero hay los que luchan toda la vida: esos, son los imprescindibles”. Hoy, retomando unos boletines del  Centro Nueva Tierra para mi incipiente incorporación a la Red El Encuentro, otros fragmentos del poeta y dramaturgo alemán. Y ahora abro el mail y uno de Rome que termina así: “El peor analfabeto, es el analfabeto político. Él no ve, no habla, no participa de los acontecimientos políticos. Él no sabe que el costo de la vida, el precio del pescado, de la harina, del alquiler, del calzado o del remedio dependen de las decisiones políticas. El analfabeto político es tan burro que se enorgullece e hincha el pecho diciendo que odia la política. No sabe el muy imbécil, que de su ignorancia política nace la prostituta, el menor abandonado, el asaltante y el peor de los bandidos que es el político corrupto y el lacayo de las empresas nacionales y multinacionales. B.B.” . Ok, entendí Bertol.. decisión tomada.